Calefacción

Categorías principales

Filtrar

Filtrar porclose

Precio

Precio

  • 11,00 € - 70,00 €

Potencia

Potencia

Color

Color

Hay 10 productos.

Mostrando 1-10 de 10 artículo(s)
10 productos

Filtros activos

La calefacción portátil es una gran herramienta para cubrir el déficit calórico de aquellas zonas del hogar en las que la calefacción central no es suficiente. Los diferentes tipos de calefacción portátil que podemos encontrar entre otros son los radiadores, calefactores, estufas, convectores, etc. Lo más importante a tener en cuenta en la selección de los aparatos eléctricos de calefacción es la potencia.

Preguntas Frecuentes sobre Calefacción

¿A qué temperatura poner la calefacción?

Según el IDAE (Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía), la temperatura ideal para la calefacción en espacios cerrados se sitúa entre los 20º y los 21º. Además, se recomienda que esta temperatura se baje al menos un par de grados al caer la noche. Una recomendación eficaz, eficiente y respetuosa con el medio ambiente que nos propone este organismo.

¿Cuál es la mejor calefacción?

Cuando llega el frío nos preguntamos cuál es la mejor manera de calentar nuestro hogar. En realidad no existe una única respuesta, ya que esto dependerá de las condiciones de cada tipo de vivienda. Al escoger nuestro sistema de calefacción debemos tener en cuenta el clima, el aislamiento, el tamaño y la distribución de nuestro hogar. Si tienes un piso pequeño o vives en una zona cálida te recomendamos el uso de convectores, calefactores o estufas.

¿Cuál es la calefaccion mas económica?

La calefacción más eficiente y responsable con el medio ambiente es la que utiliza recursos renovables. Un ejemplo de ello es la erotermia, la geotermia o el pellet. Además, no nos olvidemos de la energía solar, ya que es una solución perfecta para complementar tu sistema de calefacción mediante la instalación de paneles solares.

¿Cuándo encender la calefacción?

En el caso de la calefacción centralizada no podrás elegir ni los horarios ni los grados a los que poner tu calefacción, ya que es una misma caldera la que aporta servicio a todo el bloque. Si por el contrario cuentas con una instalación eléctrica, es recomendable que la enciendas por la noche, cuando las tarifas eléctricas son más económicas. Con las instalaciones de gas no hay diferenciaciones en cuanto a horarios.